SBS en Vichuquén

Feb 24, 2019

En 2017, el DAEM de la comuna de Vichuquén comenzó a trabajar con la metodología Singapur en el Liceo Entre Aguas de Llico, el Liceo Nuevo Horizonte y la Escuela Lago de Vichuquén. Hablamos con algunos protagonistas de esta aventura y nos contaron cómo ha sido la experiencia del Método Singapur.

Este 2019 será el tercer año del Método Singapur en la comuna de Vichuquén. El trabajo de SBS en conjunto del Departamento de Administración de Educación Municipal (DAEM) comenzó en 2017, cuando la Escuela Entre Aguas de Llico, el Liceo Nuevo Horizonte de Vichuquén y la Escuela Lago Vichuquén iniciaron la implementación de la metodología, usando textos de estudio y recibiendo acompañamientos en aula de parte de SBS. Al acompañamiento en los niveles de prekínder, kínder y primero básico se sumó una capacitación docente que consistía en un curso de 30 horas para perfeccionar el nivel en clases de los profesores.

Ya en el año 2018, el apoyo en aula se extendió hasta el nivel de segundo básico y se realizó una nueva etapa de capacitación de otras 30 horas, además de dos evaluaciones de aprendizaje en los cuatro niveles, que incluso a las escuelas Playa Linda de Lipimavida, Ema Cornejo de Cardoen de Boyecura y Santa María de Quirihua.

Conversamos con algunos de los protagonistas sobre la experiencia que significa la metodología Singapur, con sus primeras impresiones, complicaciones y ventajas para enseñar la asignatura de matemática en los niveles de prekínder a segundo básico.

¿Cuáles son las expectativas que tiene la comuna al implementar la metodología Singapur?

Pedro Osses, jefe del DAEM de Vichuquén: “Tenemos hartas expectativas sobre la propuesta que nos hace Singapur porque estamos abarcando desde el primer nivel de la preparación escolar, partiendo por el nivel inicial, entonces las expectativas hacia adelante es que los resultados obviamente en cuanto al aprendizaje de los alumnos sea el que esperamos, y poder apoyar desde la formación de los profesores que se traslade al trabajo con los niños, con el aprendizaje de los chicos. Nuestra expectativa es que, de aquí a cuatro años, más o menos, podamos estar mostrando buenos resultados en el área de matemática; y también por todo en lo que repercute en las otras asignaturas, porque desde el ámbito de las matemáticas se abre un mundo hacia el conocimiento y de las habilidades en los chicos. Es super importante poder empezar a mirar desde esa perspectiva hoy en día”.

¿Cómo ha resultado la iniciativa hasta el momento?

Osses: “Hasta el momento, un poco con lo que se vivió con las evaluaciones a principio de año en el área de diagnóstico, mostraba que los profesores que habían asumido el método con propiedad los estaban traspasando al aula, por lo que los resultados de los niños eran muy buenos. Por eso es que las expectativas sobre el ‘Producto final’ y las proyecciones son positivas”.

¿Qué le ha parecido la implementación del Método Singapur en la comuna?

Héctor Orellana, director subrogante de la Escuela Lago de Vichuquén: “La percepción que tengo es que esta es una gran iniciativa, la que ha apoyado 100 por ciento la labor de los docentes de los diferentes colegios, donde los profesores han podido trabajar nuevos métodos, nuevas metodologías con los alumnos. Es así como nosotros podemos ver los logros que van sucediendo en los diferentes niveles de los estudiantes”.

¿Cómo ha sido la experiencia de trabajar con el Método Singapur?

Jaqueline Santelices, profesora del Liceo Nuevo Horizonte de Vichuquén: “La aplicación de estas nuevas metodologías fue al principio un poco complicada, no puedo desconocerlo, pero ahora como nos hemos apoderado más del método hemos estado trabajando sistemáticamente y nos ha resultado muy entretenido y más fácil para los niños”.

Aline Cofré, también profesora de segundo básico del Liceo Nuevo Horizonte de Vichuquén: “Este año puedo decir que el Método Singapur me ha dado resultados porque lo he aplicado como corresponde. Lo empecé a aplicar cuando llegaron los textos, pero no lo hacía bien porque los usaba como material de apoyo. Los resultados podrían haber sido mejor si hubiera partido desde el principio con los textos y el método como correspondía”.

¿Cómo afecta su trabajo con el apoyo de material concreto?

Cofré: “Hay una diferencia al trabajar con los textos y el material concreto. Hace que los niños se entusiasmen más, que las clases las sientan más cortas. Es más entretenido y es una manera de aprendizaje muy útil”.

¿Qué complicaciones tuvieron con la implementación de una nueva metodología?

Santelices: “A veces ha habido dificultad con algunos conceptos o al enseñarles alguna unidad, pero hemos vuelto a retomar y seguir los pasos de la profesora Ivonne, nuestra guía. Es muy buena, nos corrigió al tiro los problemas y dificultades que se presentaban en el camino, de ahí todo ha salido bien, y yo creo que en este minuto estamos muy enriquecidos con el método”.

Osses: “Como somos una comuna pequeña (tiene siete establecimientos) nos da la posibilidad de hacer esto, con todas las complicaciones que tiene: trasladar profesores, adjuntarnos a los tiempos que tienen programados los establecimientos, consensuar los horarios de trabajo con los profesores. No es fácil, ha sido todo un desafío, hay una apuesta como comuna para dar la posibilidad a los niños que van transitando de un establecimiento a otro que tengan las mismas posibilidades.

Aquí nos quedan un poco al margen los colegio que son multigrado, pero Singapur también nos ha dado la posibilidad de trabajar a nivel de capacitaciones en Santiago con las escuelas de Eva Cornejo en Boyeruca (…) Si lo miramos como comuna tendríamos abarcado casi el 100 por ciento con este programa. Estamos bien esperanzados”.

¿Por qué están tan esperanzados con el método?

Osses: “Porque hay un cambio de mentalidad en el profesor. Aquí hay dos cosas, uno son los paradigmas con los que uno está trabajando, y que los tienes que romper un poco para poder encajar esta otra mirada de cómo enseñar las matemáticas con una dinámica totalmente distinta, donde las estrategias van apuntadas hacia el alumno, que el alumno sea el que vive el proceso de aprender, pero desde su propia capacidad y desarrollo de habilidades. El profesor cumple un rol mediador en el cual este sistema le permite hacerlo, pero también con un acompañamiento. Eso es lo que se valora y deja una competencia instalada en los profesores, los que están dejando frutos a futuro con las generaciones que vienen también.

Tenemos la esperanza de que este año con la evaluación que se haga a fin de año podamos cruzarla con información de diagnóstico que tuvimos a comienzos, en marzo, entonces eso nos va a mostrar una panorámica más completa sobre cuanto los niños han avanzado con este método, una radiografía sobre cómo estamos y cuánto está incidiendo el programa en la comunidad escolar”.

¿Qué le ha parecido el trabajo de SBS?

Orellana: “Queremos dar las gracias a quienes son los partícipes en la capacitación, quienes vienen a entregar sus conocimientos para que seamos los pioneros a nivel regional en esta metodología, la que creemos que a futuro va a ser única y queremos que sea repetida en otras comunas y en otras regiones, porque vemos ya, a esta altura del año, grandes éxitos y grandes avances en los alumnos. Una vez más, agradezco este sacrificio, que hayan venido a este bonito y lejano lugar donde tenemos lo mínimo, pero lo hacemos con vocación de servició y vocación docente”.

2019 será el tercer año de los establecimientos, que de la mano del método Singapur, buscan mejorar el aprendizaje de los niños de la comuna. Los pequeños que en prekínder comenzaron con la metodología entrarán a primero básico con una nueva forma de entender las matemáticas, que esperamos les de más herramientas de aprendizaje para el futuro.

 

 

 

 

 

NOTICIAS
SBS

Mi lista de textos ---- Compra ONLINE

Ir a mi lista de textos

Agendar una visita

Formulario

Completa nuestro formulario para recibir informaciones sobre nuestros cursos